Cada año sucede lo mismo. Los padres de familia gozan del 3er. lunes de noviembre como día de descanso obligatorio y las escuelas también se van de puente.  El pero que encontramos, sobre todo los niños que son citados al desfile conmemorativo de la revolución, es que tienen que realizar esta actividad precisamente el día 20 de noviembre, el cual resulta ser un día ordinario, laboralmente hablando. (81)

Ver post completo